04 marzo 2011

Musicales: FOREVER KING OF POP en Trui Teatre

Ayer por la noche fui al estreno del musical "Forever King of Pop" con las canciones de Michael Jackson en el Teatre Trui. Aquello era un hervidero de gays palmesanos que se pusieron las botas viendo cuerpazos de baile. Aquello fue un espectáculo de hombres objeto que se desnudaban con más facilidad que Nadiuska en una película de los 70. Tuve la oportunidad de hacer más relaciones públicas que si hubiese salido por Gomila. Ahora me he dado cuenta de mi vocación tardía de bailarín, lástima que mi madre no me hubiese apuntado a ballet cuando yo tenía cinco años...en otra vida será.


Lo que si es digno de mención es el tema de los acomodadores del Trui Teatre que estaban para mojarles una barra de pan de chapata. Parecían sacados de un casting del programa de Tele 5 "Travestis, macarras y viceversa"


¿Qué tendrán los musicales que sólo gustan a las mujeres y a los gays? Porque para un hombre hetero ir a un musical es como para mi ir a una despedida de soltero al "Globo Rojo"...un coñazo. Hasta el domingo estáis a tiempo de verlo...

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Chema, ¿qué hago ¿voy a Chicago o voy a este que tu dices?

Truman dijo...

Sin duda CHICAGO,yo lo vi hace años y me encantó

Anónimo dijo...

de verdad que me aburre el capicua, creo que es mi ultimo dia escuchando desde hace meses
traed al luxury, al gato y al jimmy. Falta mucho dinamismo y movimiento (si ya siempre se hace aburrido hoy ha sido lo lentiiiiiisimo)

Truman dijo...

¡¡Una lástima pero...!! ¿¿Qué se le va a hacer??

Anónimo dijo...

Contratar a la gente que te han dicho por ejemplo

Anónimo dijo...

Anónimo, tú antes molabas...

Anónimo dijo...

La verdad es que Capicua ha perdido mucho. Antes con Gato, Jorge y sobre todo el polemico David de Luxury pasaban los sabados tarde muy rapidos con sus comentarios. Creo que a todos nos faltan los linchamientos hacia David con su politica del PP o Jorge con sus fantasias divertidas. Chema hacez que vuelvan que los necesitais y los necesitamos. Un abrazo.